En el segundo día sin cepo el dólar bajó 20 centavos y cerró a $ 14,10 en la venta

En el cambio ilegal la moneda extranjero se vendió en torno a los $14,20 y la brecha con el oficial se amplió a 4,41%.


image5673155ab8a6c0.54467464


Lejos de las restricciones que impuso el gobierno kirchnerista, el dólar oficial sigue acomodándose a la demanda del mercado. Ayer, tras una jornada con mayor número de operaciones concretadas que el jueves, el dólar cerró a $ 14,10 en algunas casas de cambio de Mendoza, registrando una baja de 20 centavos respecto DE la jornada anterior.

Si bien otros sitios terminaron la tarde vendiendo el dólar a $ 14,20, la tendencia en todos los casos fue de baja de precio en relación al primer día sin cepo cambiario. 

Por su parte, el valor para la compra se encuentra entre $ 13,50 y $ 13,70, según la casa de cambio que se elija. Cabe aclarar, que las cotizaciones mencionadas corresponden a las entidades cambiarias del microcentro mendocino. 

Menos dudas, más ventas
En las primeras horas sin cepo cambiario abundaron las dudas sobre los montos de compra permitidos, la modalidad de las transacciones y, por supuesto, las cotizaciones vigentes. 

Ayer, con las reglas de juego más claras, las ventas y compras de dólares en las casas de cambio comenzaron a concretarse. Pequeños ahorristas consultados por Los Andes contaron satisfechos que pudieron comprar sin problemas montos inferiores a los U$S 500 en efectivo. 

Ese límite fue determinado por el Banco Central a través de la circular 5850, en la que aclaró que las compras de billetes en moneda extranjera y de divisas que superen los U$S 500 por mes calendario deberán efectuarse con débito a una cuenta a la vista, con transferencia vía MEP (dólar bolsa) o mediante cheque.

Buena reacción del dólar
La liberación del cepo cambiario no fue sorpresiva, pero despertó una gran incertidumbre sobre lo que podría ocurrir con el dólar oficial en los días posteriores. Si bien se daba por descontado que el gobierno de Mauricio Macri devaluaría el peso, la cotización que adoptaría el dólar fue una incógnita hasta el final.

El economista Gustavo Reyes, de Fundación Mediterránea, explicó que “la reacción del dólar fue mucho mejor de lo esperado por los analistas más optimistas”.

Sin embargo, aclaró que el comportamiento del billete norteamericano tiene que ver con otra acción del Gobierno que resulta peligrosa para la economía: la suba de tasas de interés. 

“Subiendo las tasas el Estado hace más atractivos los plazos fijos y quita parte de la demanda al dólar pero, a su vez, tiende a desacelerar la actividad económica del país, porque los préstamos se hacen más caros y el consumo se resiente”, comentó el experto. 

También te puede interesar...

Deja un comentario